Los números de 2015

Los duendes de las estadísticas de WordPress.com prepararon un informe sobre el año 2015 de este blog.

Aquí hay un extracto:

La sala de conciertos de la Ópera de Sydney contiene 2.700 personas. Este blog ha sido visto cerca de 38.000 veces en 2015. Si fuera un concierto en el Sydney Opera House, se se necesitarían alrededor de 14 presentaciones con entradas agotadas para que todos lo vean.

Haz click para ver el reporte completo.

Los números de 2014

Los duendes de las estadísticas de WordPress.com prepararon un informe sobre el año 2014 de este blog.

Aquí hay un extracto:

La sala de conciertos de la Ópera de Sydney contiene 2.700 personas. Este blog ha sido visto cerca de 34.000 veces en 2014. Si fuera un concierto en el Sydney Opera House, se se necesitarían alrededor de 13 presentaciones con entradas agotadas para que todos lo vean.

Haz click para ver el reporte completo.

Ensayo Argumentativo: A Trip to the Past and Future of Educational Computing: Understanding Its Evolution

Sin duda alguna, ha sido mucho el Camino recorrido desde la primera introducción  de la tecnología en la educación (radio & TV). Hemos podido ver en este articulo los diferentes periodos y cambios que ha sufrido y como esta ha evolucionado hasta lo que tenemos hoy día. También vimos las diferentes formas y papeles que esta ha jugado durante el proceso de enseñanza a lo largo de los años.

Aunque muchas veces al incorporar las computadoras en el proceso de enseñanza, en muchos casos se pretende que la misma sea la panacea a todos los problemas en la educación, al terrible desempeño académico, a la deserción escolar y a la falta de personal (Goodenow, 1988). No por esto podemos negar y restar importancia al impacto que esta ha tenido en el campo de la educación. Aún que definitivamente queda mucho espacio, para seguir creciendo y desarrollando su potencial.

En mi opinión el impacto mayor que ha tenido la computadora en la educación, lo podemos encontrar en el periodo que el autor llama como: “el periodo de la Internet”. Este tiene su inicio temprano en el año 2000 y continúa hasta el presente. Es en este periodo que las computadoras juegan un papel más activo en el proceso de enseñanza aprendizaje, dejando de ser una simple aditivo y convirtiéndose en un herramienta verdaderamente interactiva que no solo permite al estudiante accesar, reaccionar y manipular un sin número de información (Jonassen, Peck, & Wilson, 1999) sino que además permite y promueve el intercambio de ideas e interacción entre cientos de estudiantes gracias a sus aplicaciones en las redes sociales, “pod cast” entre otros.

Uno de los mejores ejemplos sobre este impacto y su aplicación, lo somos nosotros como participantes de la educación a distancia. En dónde encontramos estudiantes y profesores interactuando, construyendo y compartiendo conocimiento, sin las barreras, ni limitaciones físicas, ni temporales y en muchos casos a miles de millas de distancia entre unos y otros, logrando al final completar nuestro grado académicos a través del computador.

“…greater availability of technology tools does not necessarily mean more technology use in classrooms.”

Esto que se menciona en el artículo es un claro ejemplo de que la efectividad no está determinada por la cantidad de recursos. Podemos tener los equipos más sofisticados pero si no tenemos un cuerpo docente capaz de utilizarlo de muy poco sirve la inversión. Si junto a las tecnología no se presenta un programa de adiestramiento y adaptación de la misma, no se tendrán los resultados esperados, es por esto que es de suma importancia el adiestramiento del cuerpo docente sobré el uso de estos equipos (computadoras y pizarras interactivas, entre otros). Otra cosa que se debe tener en cuenta antes de seleccionar e implementar el uso de estas herramientas en el salón de clase es el conocimiento y adiestramiento previo, el trasfondo tecnológico con que cuentan los educadores que estarán trabajando directamente con estos equipos . De ahí estriba la adaptabilidad de estos con las nuevas tecnologías.

Un vivo ejemplo de esto lo es mi caso, nuestro departamento hizo una millonaria inversión en la instalación de computadoras, cámaras, sistemas de video y pizarras interactivas y monitores entre otras cosas, siguiendo el ejemplo de otros departamentos como el de medicina e investigación. Este es un ejemplo en donde existe la disponibilidad de recursos altamente sofisticados pero a menos de dos semanas de que comience el semestre escolar todavía no hemos recibido el adiestramiento adecuado para utilizar al máximo estos recursos. Peor aún de los tres instructores que utilizaremos estos equipos dos de ellos apenas cuentan con el conocimiento básico para operar un computador, siendo yo el único con un trasfondo tecnológico y un conocimiento básico. Triste mente este próximo semestre escolar podremos decir que  “una mayor disponibilidad de herramientas tecnológicas no significa necesaria mente una mayor utilización de esta en el salón de clases”

“…students spent only about an hour a week using computers in the schools.”

A lo largo de este trabajo creo que hemos dejado más que claro la importancia e impacto que la computadora ha tenido en la educación. Pero como todo recurso tecnológico, por más maravilloso que este sea, por sí solos no pueden atender y resolver los retos que se confronta en el proceso de enseñanza aprendizaje. No basta solo con tener estas como recursos y conocer el cómo funcionan, sino que es importante que el uso de estas sea implementado en el desarrollo y planificación escolar.

Como mencioné anteriormente las computadoras y el uso de las redes a través de estas son una gran herramienta educativa, pero es sumamente necesario que los educadores implementen el uso d estas mas allá de una mera actividad casual y esporádica. Se debe ser intencional en el uso de estas, no solo en el salón de clases sino fuera d este en actividades extracurriculares, asignaciones o proyectos en los que se explote el potencial social y colaborativos que estas pueden dar. Como todo las computadoras solo son útiles si las podemos utilizar.

“Current trends indicate that we should start by changing the perception about computers in education. Instead of using them as a way to enhance teacher- centered instruction, we should make use of computers as the major tool for teaching and learning in a learner-centered environment.”  

 

En occidente nuestro sistema de educación ya tiene más de 200 años de existencia teniendo su origen en la Prusia del siglo XVIII. Desde su comienzo, la institución escolar ha estado caracterizada por estructuras y prácticas que hoy se consideran mayormente obsoletas y anacrónicas. Es por esto que nuestros sistemas de educación no atienden las necesidades del Siglo XXI. la principal falla se encuentra en un diseño que no considera la naturaleza del aprendizaje, la libertad de elección o la importancia que tienen el amor y los vínculos humanos en el desarrollo individual y colectivo (“¿La Educación Prohibida,” 2012).

Debemos entender la verdadera función de la educación, dejar de pensar en esta como una mera forma fría de capacitación e instrucción a un grupo de individuos. La educación no puede seguir siendo pensada como una estándar y homogeneizadora pues los estudiantes son seres únicos distintos e irrepetibles, por lo tanto es importante que el educador pueda adaptar el modelo de enseñanza para que de alguna manera pueda atender a las necesidades académicas del estudiante a la vez de alimentar su creatividad y potencial.

El potencial que tiene el uso de las computadoras para poder atender los problemas que se acaban de mencionar es amplio y vasto. Aplicaciones como las de las redes sociales y la interacción de herramientas como los “wikis” son ejemplos claros en los que se puede romper con el monopolio del maestro como dictador de la enseñanza y eje central de la educación y transformar el proceso de enseñanza aprendizaje en uno no solo interactivo si no uno más rico en el cual el conocimiento no se limita solo al conocimiento del educador y sus preconcepciones .

Por los pasados años el tema de la tecnología y su posible aplicación a la educación, ha sido tema recurrente en las campañas políticas y propuestas de gobierno en donde se presentan a esta con un carácter casi milagroso. Dando la impresión que las cientos de computadoras obsoletas y las tabletas compradas a sobre precio es la píldora mágica que resolverá el terrible desempeño académico y a la deserción escolar rampante en nuestros estudiantes. Pero aunque este ha sido un tema abusado, sin duda el impacto de la tecnología en la educación es impresionante y como se menciona en la introducción de este trabajo, queda mucho espacio, para seguir creciendo y desarrollando su potencial.

Referencias

¿La Educación Prohibida. (2012). La Educación Prohibida. Retrieved March 28, 2014, from http://www.educacionprohibida.com/pelicula/que/

Goodenow, R. K. (1988). Teachers and machines: The classroom use of technology since 1920. International Journal of Educational Development. doi:10.1016/0738-0593(88)90032-6

Jonassen, D. H., Peck, K. L., & Wilson, B. G. (1999). Learning with technology: A constructivist perspective. Special Education (Vol. 16, p. 0). Retrieved from http://www.mendeley.com/research/learning-with-technology-a-constructivist-perspective/

Reseña y Análisis: “ORCHESTRANTING MULTIPLE INTELLIGENCES”

ORCHESTRANTING MULTIPLE INTELLIGENCES

(Reseña y Análisis Crítico de un Artículo de una Revista Profesional)

Moran S., Kornhaber M., Gardner H. (2006). “Orchestrating Multiple Intelligences”. Educational Leadership September.

Resumen

Los responsables de establecer y diseñar las políticas de educación, con frecuencia muchas veces se pierden a la hora de integrar la teoría de inteligencias múltiples en los programas educativos y en las escuelas. Existe la idea equivocada entre los educadores de que a la hora de diseñar e implementar sus planes educativos estos deben de tener 9 diferentes tipos de propuestas para cada una de las diferentes inteligencias.

La teoría de las inteligencias múltiples, fue originalmente desarrollada como una explicación de cómo la mente del ser humano trabaja, no como una política educativa. Si adoptamos este enfoque podemos provocar una revolución silente en la manera como los estudiantes se ven a sí mismo y a los demás. En lugar de definirse como “inteligente” o “tonto”, los estudiantes pueden percibirse a sí mismos como potencialmente inteligentes en un número de maneras.

La Teoría de las inteligencias múltiples propone que es más productivo el describir las habilidades cognitivas de un individuo en términos de varias capacidades cognitivas relativamente independientes, pero que interactúan y no en términos de una sola inteligencia “general”.

El potencial mayor de un enfoque de inteligencias múltiples a la educación crece a partir de la idea de un perfil de inteligencias, el perfil de inteligencia de cada alumno consiste en una combinación de las fortalezas y debilidades relativas entre las distintas inteligencias: lingüística, lógico-matemática, musical, espacial, corporal-cinestésica, naturalista, interpersonal, intrapersonal, y (al menos provisionalmente “) existencial.

Las inteligencias no están aisladas: pueden interactuar unas con otras en un individuo para producir una variedad de resultados. Por ejemplo, una bailarina exitosa debe combinar la inteligencia musical, espacial, y las inteligencias cinético-corporal; un novelista de ciencia ficción debe utilizar las inteligencias matemáticas, lingüísticas, interpersonales, y algunas existenciales lógicas; un abogado eficaz debe combinar las inteligencias lingüísticas e interpersonales y un biólogo marino necesita un fuerte en inteligencias naturalista y logico-matematica. En el ámbito de la educación, las diferentes inteligencias pueden interactuar de dos maneras: en el estudiante y a trabes de los estudiantes.

Del mismo modo que los sonidos de cuerda, de viento y los instrumentos de percusión se combinan para crear una sinfonía, las diferentes inteligencias se entremezclan en un estudiante para obtener el rendimiento escolar significativo. Y como en una orquesta, una inteligencia (instrumento) en un individuo puede interferir en otros, compensar a los demás, o mejorar otros.

Interferencia. Las inteligencias no siempre pueden trabajar en armonía; a veces se crean discordias entre sí. Por ejemplo, un estudiante que tiene buenas habilidades sociales (fuerte inteligencia interpersonal), puede tener problemas para hacer amigos si ella no puede hablar a otros tan fácilmente porque tiene una inteligencia lingüística débil.

Compensación. A veces una inteligencia compensa la otra. Un estudiante puede dar grandes presentaciones en clase porque él puede utilizar con eficacia su postura corporal y los gestos, aunque tenga problemas con la estructuración de las oraciones. Es decir, su inteligencia corporal-cinestésica compensa sus limitaciones lingüísticas

Mejora. Por último, una inteligencia puede poner en marcha otra logrando una compensación y refuerzo .

Un conjunto eficaz. Las inteligencias también pueden trabajar a través de los estudiantes. La teoría de las inteligencias múltiples alienta la colaboración entre los estudiantes. Los estudiantes con los perfiles compatibles (que exhiben el mismo patrón de fortalezas y debilidades) pueden trabajar juntos para consolidar y aprovechar los puntos fuertes.

Los estudiantes con perfiles complementarios (en el que uno de los estudiantes tiene áreas débiles que son las fortalezas de otro estudiante) pueden trabajar juntos para compensar entre sí. Estos estudiantes pueden acercarse al material en diferentes maneras pero igualmente válidas.

Hay que proporcionar experiencias dinámicas e enriquecedoras

Si le damos a todos los estudiantes el mismo material, cada estudiante tendrá una experiencia diferente de acuerdo a sus antecedentes, fortalezas y desafíos. Por lo tanto, para promover el aprendizaje a través de los perfiles de inteligencia del estudiante, los profesores tienen que ofrecer a los estudiantes experiencias y actividades enriquecedoras en las que pueden interactuar con el material personalmente en lugar de sólo absorber de una manera abstracta, descontextualizada.

Las experiencias ricas permiten a los estudiantes que aprender a lo largo de varias dimensiones a la vez, socialmente espacialmente, kinestheticamente auto-reflexivo y así sucesivamente. A menudo, estas experiencias cruzan las líneas en áreas de especialización.

Las inteligencias personales.

La orientación hacia los perfiles, las interacciones y la experiencia pone de relieve la necesidad de desarrollar, las dos inteligencias personales, La intrapersonal y la personal.

La inteligencia intrapersonal implica conocerse a sí mismo-tus talentos, nivel de energía, intereses, etc. Los estudiantes que fortalezcan su aumento de la inteligencia intrapersonal tendrán una mejor comprensión de las áreas en que se pueden esperar para sobresalir, lo cual les ayuda a planificar y gobernar su propio aprendizaje.

La inteligencia interpersonal involucra a otros a través de la comprensión social, interacción, las reacciones emocionales, conversación, etc. La inteligencia interpersonal de un individuo afecta su capacidad para trabajar en grupo. los proyectos en grupo pueden crear ambientes para que los estudiantes mejoren su inteligencia interpersonal a medida que desarrollan otras habilidades y conocimientos.

El enfoque delas inteligencias múltiplesno requiere que el maestrodiseñeuna lecciónde nueve manerasdiferentesde forma quetodos los estudiantes puedenacceder al material. Más bien, se trata de la creación deexperiencias ricasen la cuallos estudiantes condiferentes perfilesde inteligencias puedaninteractuarcon los materialese ideas utilizandosuscombinaciones particulares defortalezas y debilidades.A menudo,estas experiencias sonde colaboración. La colaboración permite a los estudiantesaprender másal aprovecharlas fortalezasde los demás, así como por su cuenta.

Evaluación

El modelo de inteligencias múltiples sin duda es uno que merece el espacio necesario para su aplicación y desarrollo en nuestro sistema de educación. Si entendemos la diversidad de inteligencias que nuestros estudiantes poseen podremos entonces mirar el proceso de educación aprendizaje no como un ejercicio rígido e inflexible, sino más bien como un proceso orgánico, vivo y que puede fluir en diferentes direcciones.

Es importante que se entienda que los estudiantes son seres únicos distintos e irrepetibles, por lo tanto es imperante que el educador pueda adaptar el modelo de enseñanza para que de alguna manera pueda atender a las necesidades académicas del estudiante a la vez de alimentar su creatividad y potencial. Es que el entendimiento de las diferentes inteligencias y como cada una de ellas funciona podemos proveer a los estudiante de unas experiencias educativas más ricas y relevantes para ellos.

Ahora bien como bien se menciona al principio del artículo que no pensemos esta teoría como la panacea para resolver todos los problemas del sistema de educación, ni como una política o programa. Sera el conocimiento y comprensión del funcionamiento de la mente junto con pólizas que promuevan el desarrollo integral las que nos ayudara a entender la verdadera función de la educación, dejar de pensar en esta como una mera forma fría de capacitación e instrucción a un grupo de individuos.

Posibles Aplicaciones.

Ahora bien nos podemos preguntar cómo nosotros como educadores podemos poner en práctica la teoría de las inteligencias múltiples? Para esto es muy importante que el maestro tome las diferencias individuales entre los niños muy en serio, nuestro fin y motivación debe ser un profundo interés en los niños y la forma en que sus mentes son diferentes unos de otros, y como podemos ayudarlos a utilizar su mente también.

El conocimiento de la teoría de inteligencias múltiples debe servirnos de estimulo para encontrar más maneras de ayudar a todos los estudiantes en sus clases. Algunas formas para hacer esto puede ser mediante la adaptación curricular. Podemos mencionar cinco enfoques para el cambio curricular:

      • Diseño de la Lección. Algunas escuelas se centran en el diseño de lecciones. Esto podría implicar la enseñanza en equipo (“maestros centrados en sus propias fuerzas de inteligencia”), el uso de la totalidad o varias de las inteligencias en sus lecciones, o pedir opiniones de los estudiantes sobre la mejor manera de enseñar y aprender ciertos temas.
      • Unidades interdisciplinarias. Esto lo vemos en las escuelas secundarias que suelen incluir unidades interdisciplinarias.
      • Proyectos de los estudiantes. Los estudiantes pueden aprender a “iniciar y gestionar proyectos complejos” cuando están creando proyectos en grupo.
      • Evaluaciones. Las evaluaciones son herramientas las cuales permiten que los estudiantes demuestren lo que han aprendido. A veces, esto toma la forma de permitir a cada estudiante a idear la forma en que él o ella va a ser evaluado, a la vez que cumple con de calidad estipulados por el maestro.
      • “Apprenticeships”. El modelo de Aprendices pueden permitir a los estudiantes a “obtener el dominio de una habilidad valorada gradualmente, con el esfuerzo y la disciplina en el tiempo.” Gardner considera que el aprendizaje “deben tomar alrededor de un tercio de la experiencia escolar de los estudiantes.”

Para finalizar, cuando se tiene una comprensión de la teoría de las inteligencias múltiples de Gardner, tanto los maestros, los administradores de escuelas, y los padres pueden entender mejor a los alumnos en su medio. Pueden permitir a los estudiantes explorar con seguridad y aprender de muchas maneras, y pueden ayudar a los alumnos dirigir su propio aprendizaje. Los adultos pueden ayudar a los estudiantes a entender y apreciar sus fortalezas e identificar las actividades del mundo real que estimulen un mayor aprendizaje.

Los Efectos y Defectos de la “Ley de Derechos Civiles de 1964” en la Nación Norteamérica y el impacto en la Sociedad Norteamericana.

Este próximo 2 de julio del 2014 se celebrará el decimoquinto aniversario de la aprobación de la “Ley de derechos civiles del 1964”, ley que sin duda ha sido una de las de mayor relevancia y trascendencia del siglo XX y que además marcó un hito en el movimiento en pro de los derechos civiles. Aunque si bien esta lucha se había apuntado victorias importantes en la década del 1950, como veremos más adelante en el caso “Brown”, fue en la década de 1960 con la aprobación de esta ley que se marcó un período de intensa actividad por parte del gobierno federal y sectores sociales minoritarios. Es mi intención en este trabajo discutir algunos de los efectos reales de esta ley y cuáles han sido las ramificaciones legales, políticas y sociales que ésta ha tenido en la sociedad norteamericana en estos últimos cincuenta años.

Un caso que ha sido pieza clave dentro del movimiento de los derechos civiles y que sentó las bases para dar paso a la posterior aprobación del Acta de derechos del 1964, lo fue el caso de “Brown vs. Board of Education”(United States Court., n.d.). Aunque la intención quizás en este caso fue la de terminar con la segregación en las escuelas y cerrar un capítulo obscuro de la historia norteamericana, la realidad es que éste abrió la puerta a una crisis política, constitucional y social. Este caso galvanizó la idea de que, era poco realista esperar que un pueblo racista pudiera legislar el fin de la segregación y que por lo tanto era el tribunal quien tendría que terminar con la segregación por medio de decreto.

El efecto inmediato del fallo judicial fue la implementación atropellada de un plan de integración racial prácticamente forzado, que no solo afectó a las escuelas segregadas del Sur sino que también arropó aquellas escuelas en los estados del Norte donde no existía la segregación. Una de las herramientas utilizadas para esto lo fue la distribución de estudiantes entre las escuelas de acuerdo a su raza para así lograr una hegemonía racial. Esto tendría como resultado que miles de estudiantes tendrían que ser trasportados (busing) de forma compulsoria en los diferentes planteles del distrito escolar. Tristemente “existían casos en donde el estudiante promedio pasaba casi dos horas en el autobús todos los días” (Woods, 2004).

A largo plazo esta medida no tuvo el efecto positivo buscado pues en estudios realizados por el Departamento de Educación en el 1983 no se pudo identificar en ninguna de las escuelas integradas que se haya tenido un efecto apreciable en el desarrollo y logros entre los estudiantes negros (Woods, 2004). Y en un prominente libro de texto de Ley constitucional, se concurre que “no hay prueba… de que la integración escolar haya ayudado a los estudiantes de color en alguna manera demostrable” (Stone, Seidman, & Sunstein, 1991). Pero este intento de integración forzada si tuvo resultados adversos en el sistema escolar. Primero agudizó la tención racial entre los estudiantes, pues la mayoría de ellos fueron forzados a atender a escuelas fuera de sus vecindarios y segundo este plan tuvo un fuerte impacto en el presupuesto del los distritos escolares.

En la ciudad de Boston solamente en el 1994 el costo de transporte de los estudiantes fue de 30 millones (Woods, 2004). En el estado de Missouri siguiendo la decisión del Caso “Brown” un juez determinó que la ciudad de Kansas, no estaba haciendo el máximo por lograr una equidad en la población racial de sus escuelas, por lo que ordenó la puesta en marcha de un plan de construcción a través de las escuelas de la ciudad que tendría un costo de más de un billón de dólares. Ya para el 1995 este programa estaría gastando unos $36,111 extra por cada uno de los 36,000 estudiantes del distrito escolar. La justificación de este derroche de dinero era el lograr atraer a los estudiantes blancos a estas escuelas. Al final el resultado fue que la inscripción de estudiantes blancos en las escuelas de la ciudad continuó disminuyendo durante de la próxima década, y el rendimiento de los estudiantes de color no mostro mejoría alguna.(Roberts & Stratton, 1995)

El impacto que tuvo la decisión de la corte en el caso de “Brown” más allá de trastocar los poderes y los límites de las diferentes ramas del gobierno, (Berger, 1977) legitimisó la idea de que el pueblo norteamericano y su legislatura eran en esencia uno racista. Fue esta premisa la que no solo le dio la excusa a la rama judicial de usurpar el poder legislativo sino que también dio paso a medidas por parte del gobierno federal que suplantaron las “Leyes de Igualdad de Oportunidades”, por las de “Acción Afirmativa”. Aunque el espíritu del “Acta de los derechos Civiles de 1964” promovía y buscaba la creación de leyes y políticas como la de “Igualdad de Oportunidades” que requerían que las personas, fueran juzgadas por sus calificaciones como individuos, sin distinción de raza, sexo, edad. Pero lamentablemente ya el caso Brown ya había dejado su marca y tanto la rama Judicial como el Gobierno Federal vieron en la “Acción Afirmativa” el camino a seguir. Ahora, contrario a la “Igualdad de oportunidades”, bajo la “Acción Afirmativa” los individuos serian juzgados en relación con su pertenencia a algún grupo minoritario, recibiendo un trato preferencial o compensatorio en algunos casos para lograr una “representación” más proporcional en diversas instituciones y en la ocupación laboral.

Ahora bien, no se tardó mucho para que de la “Acción Afirmativa” se pasara la implementación sistematizada de “cuotas” (Sowell, 1984) las que fueron vistas como el único vehículo posible para lograr una integración racial. El Gobierno Federal y las Cortes del país no solo promovieron este sistema, sino que también perseguían con vehemencia a todo aquel que no cumpliera con la integración forzada. Así que, aunque careciendo de cualquiera autorización legislativa o el apoyo público a las cuotas, las agencias administrativas de gobierno fueron capaces de hacer cumplir dichas políticas con el apoyo de los tribunales federales, en general, y de la Corte Suprema en particular. El sistema de cuotas fue aplicado a diversas áreas a través del sector público y privado. Toda aquella institución que participara de alguna forma de fondos o recursos federales estaría afectada por estas.

Ningún sector estaba exento, ni siquiera la academia estaba fuera de la sombra de las cuotas. Tanto la composición de los departamentos en las universidades como la propia admisión de estudiantes estaba regulada por el brazo fuerte de las cuotas y privilegios. Casos como el de “Regents of the University of California v. Bakke (1978)” (“Regents of the Uni v. of Cal. v. Bakke | LII / Legal Information Institute,” n.d.), son prueba de esto. En este caso la universidad de California rechaza la solicitud de admisión de Allan Bakke a la escuela de medicina en dos ocasiones ya que la escuela había separado los espacios para estudiantes provenientes de minorías raciales y económicas desventajadas, esto a pesar de que el promedio de Bakke sobrepasaba por mucho el de aquellos que fueron aceptado envés de él. Tristemente lo sucedido con Bakke no fue un evento aislado pues, son muchos los casos, en los que los privilegios raciales van por en sima de los meritos académicos a la hora de ser admitidos.

En el área laboral la implementación de cuotas tuvo un impacto mas fuerte pues esta resultó en un cambio de paradigmas, afectando los criterios para la contratación y promoción de los empleados. Una encuesta realizada en marzo del 1989 en la revista Fortune reveló que solo el 14% de las “Fortune 500 Companies” contratan a sus empleados en base a al talento y meritos; 18% admitió que tienen cuotas raciales, mientras que 54% utilizaron el eufemismo de “metas” envés de cuotas (Farnham, 1989).

Un caso en el que este sistema preferencial es claramente evidenciado lo es el de la “U.S. Steelworker of America v. Weber (1979)”. El señor Brian Weber, un trabajador blanco, le fue rechazada la solicitud para entrada a un programa de entrenamiento en su trabajo basado en meritos de antigüedad (seniority) para darle paso a otro empleado de color con menor antigüedad, pese que esto estaba en clara oposición a la ley de derechos civiles. Este caso fue llevado en distintos foros judiciales en los cuales el señor Weber prevaleció hasta que el caso fue llevado a la Corte Suprema en donde la corte suprema falló en contra del señor Weber en una decisión 4 a 5. En su explicación a la corte el Juez supremo William Brennan sostuvo que “el verdadero significado del Acta del 1964 se encontraba en el espíritu del texto, ya que el espíritu que anima la legislación era uno que tenía como objetivo ayudar a los negros, así que entonces no es estrictamente una violación de la legislación el instituir políticas preferenciales que discriminen en contra de blancos, aunque la redacción de la legislación prohibía específicamente ese tipo de políticas” (Woods, 2004). Lamentablemente las palabras del Juez Supremo Brennan no se dan en un vacío sino que las mismas son parte de la retorica que ha acompañado el movimiento de derechos civiles y el acta de derechos del 1964 en estos últimos años . Al igual que con lo sucedido dentro de las instituciones de educación superior, en el área laboral existen cientos de casos en los que se ha discriminado sistemáticamente en contra de aquellos que no son parte de una minoría.

Ahora, a cincuenta años de la aprobación del Acta de Derechos Civiles del 1964, hemos visto las repercusiones y las amplia ramificaciones que ésta ha tenido, hemos visto como ha cambiado no sólo el panorama político y la historia social de los Estados Unidos, sino que también como se ha alterado el propio concepto de derecho constitucional y el papel de los tribunales.

El verdadero significado de la frase “derechos civiles” ha cambiado mucho desde la decisión de Brown en 1954, o el Acta de derechos civiles de 1964, inicialmente, esto significaba simplemente, que todo individuo debía ser tratado de la misma forma ante la ley, independientemente de su raza, religión, sexo u otras categorías sociales. Pero lamentablemente hemos visto como este movimiento ha degenerado de manera que lo que fue en un momento una herramienta para proteger se ha convertido precisamente en una herramienta para atropellar, y de víctima, las minorías han pasado a ser los victimarios. Y el resultado es el siguiente: la segregación ha sido cambiada por una integración forzada y sistematizada que al final termina produciendo más segregación. Y tristemente de una igualdad de derechos hemos pasado a un sistema preferencial de cuotas, donde los privilegios suplantan los meritos.

Referencias
Berger, R. (1977). Government by judiciary: the transformation of the fourteenth amendment (2nd ed., p. 483). Harvard University Press.

Brinkley, A. (2003). La sociedad Opulente. In Historia de Estados Unidos. Un Pais en Crecimiento (3rd ed., pp. 931–940). Mexico: McGraw-Hill.

Cochran, T. C. (1962). the Civil Rigths. In Concise Dictionary of American History. Charles Scribner’s Sons.
Farnham, A. (1989). HOLDING FIRM ON AFFIRMATIVE ACTION . FORTUNE Magazine , 87. obtenido de http://money.cnn.com/magazines/fortune/fortune_archive/1989/03/13/71752/index.htm

Henretta, J. A. (2008). The Emerging Civil Right Struggle. In America’s History (6th ed., pp. 852–861). Boston/New York: Bedford/St. Martin’s.

Morison, S. E. (1980). War and Political Change. In The Growth of the AmericanRepublic (3rd ed., pp. 785–791). New York: Oxford Univerity Press.

Morris, R. B. (1961). Social Reforms. In Encyclopedia of American History. Harper & Row Publishers.
Regents of the Uni v. of Cal. v. Bakke | LII / Legal Information Institute. (n.d.). Legal Information Institute Cornell. obtenido Febrero 11, 2014, de http://www.law.cornell.edu/supremecourt/text/438/265

Roberts, P. C., & Stratton, L. M. (1995). Ruled by Judges. In The New Color Line (1st ed., pp. 54–57). New York: Regnery.

Shapiro, B. (2004). Brain Washed (pp. 35–52). Nashville: WND Books.

Sowell, T. (1984). Civil Rights: Retoric or Reality (1st ed., p. 41). New York: William Morrow and Company, Inc.

Stone, G., Seidman, L., & Sunstein, C. (1991). Constitutional Law (3rd ed., p. 1671). Aspen Publishers.
United States Court. (n.d.). History of Brown v. Board of Education. uscourt.gov. obtenido en Febrero 11, 2014, de http://www.uscourts.gov/educational-resources/get-involved/federal-court-activities/brown-board-education-re-enactment/history.aspx

Woods, T. e. J. (2004). Civil Rihts. En The Polotically Incorrect Guide To American History (1st ed., pp. 195–212). Washington: Regney.

Relaciones raciales, de “Jim Crw a Pleassy vs Ferguson”

Relaciones raciales, de “Jim Crow a Pleassy vs Ferguson”
Las leyes Jim Crow.

Con las heridas de la guerra apenas comenzando a sanar, y con el amargo sabor de un proceso de reconstrucción atropellado, la joven y aún maltrecha Nación Estadounidense, se adentraba a uno de los periodos quizás mas difíciles en su historia política y social. Es que con la implantación de las leyes “Jim Crow” a finales del siglo XIX comienza uno de los puntos más bajos en la historia afroamericana.(Conservapedia, 2012)

Por un periodo de casi 85 años (1880-1964) la sociedad estadounidense se mantenía dividida (segregada) prácticamente en dos sectores, esto gracias a la aprobación de diversas leyes que promovían la segregación y la discriminación racial en el país. A este conjunto de leyes se les daba el nombre de “Jim Crow”.

“Jim Crow” fue un personaje creado por Thomas Dartmouth quien entre 1828 y 1831 compuso una canción y rutina de baile en donde representaba a un viejo y lisiado esclavo negro. Esta representación que tuvo auge en los comienzos de la guerra civil, sirvió para fomentar la imagen y el estereotipo de inferioridad asociado con los negros. Mas tarde para la década de 1890, “el término “Jim Crow” llegaría a significar la separación de los negros de los blancos y las costumbres y leyes generales que subordinaban los negros como un pueblo inferior”(Conservapedia, 2012)

Este tipo de leyes, se puede decir que tienen su base y origen en los “Códigos Negros” aprobados en el tumultuoso periodo de reconstrucción, que aunque otorgaba algunos derechos a los negros libres, sentó precedente a las leyes Jim Crow. Estas leyes que tuvieron su arranque gracias a las alianzas políticas y compromisos electorales entre el bloque demócrata de los estados del sur que ansiaban el final de la intervención federal en sus tierras y de los Republicanos del norte, que buscaban la colocación de su candidato Rutherford B. Hayes, en la casa blanca.

Con la llegada de Rutherford B. Hayes a la Casa Blanca (1877-1881), la situación en cuanto a los derechos a los negros fue degenerando. A pesar de leyes como los “Códigos Negros”, el “Acta de Derechos Civiles del 1866” y las enmiendas “14” y “15” a la Constitución (1870) que garantizaban algunos derechos civiles y el derecho al voto, el gobierno izo prácticamente nada para garantizar estas leyes.

Ante la indiferencia y en muchos casos la complicidad del gobierno federal muchas de las legislaturas estatales aprobaron leyes e impuestos dirigidos a coaptar e impedir que los Negros ejercieren su derecho al voto. Se aprobaron además leyes que promovían la segregación racial, en los espacios públicos como escuelas, hospitales, parques, medios de transportes y en lugares privados.

En 1875 se logro dar un paso adelante en la lucha, con la aprobación de la “Ley de los Derechos Civiles de 1875” esta ley “declaraba la ilegalidad de la segregación en los lugares públicos al decretar que “todas las personas tienen derecho a disfrutar por igual y en su totalidad de los servicios en hoteles, lugares públicos sobre tierra y agua, teatros, así como en otros lugares públicos recreativos”(Salgado, 2010). Lamentablemente esta ley fue declarada inconstitucional por la corte suprema en 1883.

Las leyes Jim Crow llegaron a su final con la presidencia de Lyndon B. Johnson (1963-69). Johnson quien fuere Vice presidente durante la administración del Presidente John F. Kennedy, trabajo incansablemente en pos de los derechos de los afroamericanos y al asumir la presidencia luego del asesinato de Kennedy logro la aprobación del “Acta de Derechos Civiles del 1964” y el “Acta del Derecho al Voto del 1965” poniendo así fin a casi un siglo de lucha.

Plessy v. Ferguson
Homer Plessy, era un ciudadano del estado de Luisiana, que radicó una demanda de clase luego de haber sido expulsado de un vagón que era solo para blancos. Este caso luego de ganar en diferentes niveles, finalmente el Tribunal Supremo, falló en contra de Plessy, dando así un rudo golpe a los derechos de los afroamericanos.

El caso Plessy v. Ferguson 163 U.S. 537 decidido en el 1896, introdujo en el vernáculo legal americano la famosa doctrina de “Separados pero Iguales”. De acuerdo con el fallo de la Corte Suprema, el requerimiento de la Decimocuarta Enmienda a la Constitución de que el Estado extienda a todos los ciudadanos igual protección ante la ley, no requiere que se permita a los blancos y los negros a utilizar las mismas instalaciones. Siempre y cuando estas instalaciones separadas para blancos y negros fueran iguales, entonces el Estado estaría en el cumplimiento de las exigencias de la Decimocuarta Enmienda. Pero “todo el mundo sabía que la “igualdad” de “separados pero iguales” era una cuestión técnica, y que grave desigualdad era tolerada en la práctica.”(Conservapedia, 2007)

El gran problema que esta decisión traía a la lucha por los derechos civiles era que con este fallo, la Corte Suprema dejó claro que las garantías de igualdad de la recién aprobada Decimocuarta Enmienda a la Constitución, se limitaban únicamente a los derechos de naturaleza civil y política y que las leyes de Jim Crow eran constitucionales siempre que permitieron instalaciones “separadas pero iguales”.

Referencias.
Conservapedia. (2007). Plessy v. Ferguson – Conservapedia. Conservapedia. Retrieved from http://www.conservapedia.com/Plessy_v._Ferguson
Conservapedia. (2012). Jim Crow. Conservapedia.com. Retrieved from http://www.conservapedia.com/Jim_Crow
Salgado, H. (2010). Derechos civiles 1875. Ponce. Retrieved from https://interbb.blackboard.com/bbcswebdav/pid-4734880-dt-content-rid-26148450_1/courses/201423.8341/Derechos Civilies %28notas%29 %282010-11%29_Salgado.pdf

De la prosperidad a la ruina: De los rugiente 1920s a la Gran Depresión

DE LA PROSPERIDAD A LA RUINA: DE LOS RUGIENTE 1920S A LA GRAN DEPRESIÓN

By César O. Rivera

Los “Rugientes Veintes” Fue sin duda una época caracterizada por un dinamismo social, artístico y cultural. Económicamente, la época vio una difusión a gran escala con el uso masivo de automóviles, teléfonos, electricidad y equipos eléctricos, además de un crecimiento industrial sin precedentes, y una demanda de productos de consumo que sin duda produjeron cambios significativos en la cultura y estilo de vida americano.

En el plano económico la década del 1920 fue un periodo de amplio desarrollo para la nación norteamericana. Gracias a su participación en la Primera Guerra Mundial como “acreedor de gran parte de las deudas de los países aliados”, (Serrano, 2010) tuvo como resultado que al final la nación lograra posicionarse como una de las primeras economías del mundo.

En el área de producción y desarrollo industrial los E.E.U.U. “aumentaron en un 64% su producción”. En sectores como el del acero hubo un crecimiento de un 70%, en el petróleo 156% y un 95% en los productos químicos.(Serrano, 2010).

Podemos decir que fueron varios los factores que contribuyeron a la expansión y crecimiento económico, pero sin duda los más importantes de todos estos fueron los avances tecnológicos, y la gran expansión industrial que estos posibilitaron. Un buen ejemplo de esto lo fue la industria automotriz, que gracias a al desarrollo de la “línea de ensamblaje de Henry Ford, (además de otras innovaciones), se convertiría en la industria más importante del país. La Gran demanda de productos de consumo como el automóvil, no solo beneficiaba al fabricante de estos sino que también aquellas compañías con productos relacionados a estos también “hacían su agosto”.

La bonanza el excedente y los excesos parecían que nunca llegarían a acabarse en los alocados años veinte. El consumismo en extremo y la ambición material se entremezclaban con un optimismo que en ocasiones rayaba en arrogancia. Pero como muy bien cantaba nuestro querido Héctor Lavoe “Todo tiene su Final” y ese final se hizo visible el 29 de octubre del 1929, día que pasaría a la historia como el “Martes Negro” (The Library of Congress, n.d.). En este día el índice industrial cayó 43 puntos (Goldston, 1981), lo que terminó con todas las ganancias del año anterior, esto generó en un pánico generalizado entre los accionistas.

Ahora el país entraría en un periodo de recesión económica que durará casi una década. Ahora bien, esta “Gran depresión” más bien fue el producto de múltiples factores económicos, sociales y políticos que contribuyeron y prolongaron la misma. Uno de estos factores fue la especulación excesiva en el mercado de valores que resultaba en la sobrevaloración de las acciones. Gracias al éxito y al crecimiento de las compañías, la especulación bursátil llevó a miles de estadounidenses a invertir fuertemente en el mercado de valores.

Un número significativo de estos nuevos y ambiciosos inversionistas llegaron a realizar préstamos para poder comprar más acciones. Esto causo un aumento de los precios y creó una burbuja económica. Debido a la compra de margen, los inversores podían perder grandes sumas de dinero si el mercado caía o incluso no avanzaba con la suficiente rapidez, cosa que sucedió el fatídico martes negro.

Otro de los factores que contribuyeron al periodo de recesión fue la falta de diversificación de la economía. Durante casi toda la década de los 20′ se había dependido casi exclusivamente de pocas industrias como la de la construcción y de la fabricación de automóviles. (Brinkley, 2003a). Con la disminución de la venta de automóviles a finales del 1929 y la casi paralización de la construcción, la economía norteamericana sufriría otro duro golpe.

En junio de 1930 el Congreso aprobó la Ley Arancelaria Smoot-Hawley que elevó los aranceles a miles de productos importados. La intención de la ley fue fomentar la compra de productos fabricados en Estados Unidos al aumentar el costo de los bienes importados. Esta medida trajo como resultado que las otras naciones incrementaran los aranceles sobre los bienes fabricados en Estados Unidos, en represalia, lo que llevó a la reducción del comercio internacional, y el empeoramiento de la depresión.(Desconocido, n.d.)

En el 1933 la cifra del desempleo llegó a un 25% a nivel nacional (Swanson & Williamson, 1972), miles de familias y negocios no pagaron sus préstamos y más de 5,000 bancos quebraron(“Great Depression,” 2009). En un cuadro como éste, llega a la Casa Blanca Frankling Delano Roosevelt. Tan pronto entró en la casa blanca Roosevelt puso en marcha una serie de medidas y proyectos conocidos como el “New Deal”. La primera fase de éste (First New Deal), trataba con diversos sectores de la economía que se encontraban sumamente afectados como la banca, la industria ferrocarrilera y la agricultura. Es entonces que entra en acción La Administración Federal de Ayuda de Emergencia, que proporcionó $500 millones para el socorro los estados y ciudades, más afectados mientras que la CWA (Administración de Obra Civil) proporcionó entre 1933-1934 dinero para operar proyectos de ornato y limpieza (Harrell & Gaustad, 2005)
En la segunda parte del plan de Roosevel (Second New Deal), que fue implantada entre el 1935 al 1938, e incluye el Acta Wagner, que promovía las uniones laborales, la creación de la “Work Progress Administración”, que convirtió al gobierno federal el empleador más grande de la nación (Harrell & Gaustad, 2005) además del Acta de Seguridad Social que va dirigida velar para ninguna persona viva en la pobreza extrema luego de retirarse.

Fueron muchas las medidas, leyes y agencias que fueron implantadas y creadas a raíz del “New Deal” del presidente Roosevelt. De ellas, las más sobresalientes o que más ruido causaron fueron la ley que dio paso a lo de conocemos actualmente como el “Seguro Social” y la creación de la “Federal Housing Administration” (FHA). La ley de Seguridad Social como mencioné en el párrafo anterior garantizaba de alguna forma el bienestar y seguridad económica de aquellos trabajadores que debido a su edad o algún padecimiento físico, no pudiesen continuar trabajando. Por otro lado la agencia FHA tenía como objetivo el mejorar las condiciones de vivienda, además de proporcionar un sistema de financiamiento a través de préstamos garantizados por el gobierno.

Como hemos visto, las medidas implantadas por el presidente Roosevelt, durante los terribles años treinta, aunque no detuvieron del todo la gran depresión económica que sufría el país, sirvieron de aliento y alivio a una sociedad que en su mayoría estaba en la pobreza. El Nuevo Trato, no tuvo los efectos milagrosos y redentores que algunos sectores nos quieren hacer creer, pero definitivamente, lograron trazar el camino y encarrilar la economía maltrecha de la nación.